Hugh Hefner: El legado Playboy

El estadounidense fue un pionero activo en la defensa de la libre expresión, de los derechos civiles y de la liberación sexual en el siglo XX.

Hugh Hefner desde pequeño soñaba con crear una revista para hombres, una en la que se pudiera ver todo a lo que ellos les gusta como política, filosofía, deporte y, por supuesto, bellas mujeres. A pesar de venir de una familia religiosa y conservadora, “Hef”, como era llamado por sus cercanos, vivió con una constante fascinación por el cuerpo femenino y una ferviente necesidad de luchar para que esto sea mostrado al mundo.

La primera edición de la revista Playboy contaba con su filosofía de vida en la que el cuerpo y la sensualidad no deben ser un tabú, sino que es algo con lo que se debe vivir sin vergüenzas y tapujos ante la sociedad. En esta impresión, la revista contaba imágenes de una Marilyn Monroe joven y alocada, cuya fotografía fue comprada mucho antes que la gran actriz de Hollywood fuera reconocida a nivel mundial.

La lucha por las libertades sexuales que Hefner buscaba en las décadas de los 60 y 70 en los Estados Unidos no fue recibida con los brazos abiertos por parte de toda la población. Grupos conservadores y asociaciones feministas veían como una aberración el hecho de mostrar e incitar al sexo a las mujeres.

“Hef” respondió muchas veces a esto y siempre mantuvo el discurso de que la mujer debe ser libre de sentirse sexy y sensual.

Quizás todos conocen Playboy por la imagen del conejo con corbata, pero muy pocos reconocen el importante papel de Hefner en la defensa de distintas libertades y derechos. El concepto que quiso plasmar en su revista, se ha modernizado con el tiempo y ha acuñado el significado de igualdad racial tanto con gente de color como latinos, igual de género a pesar de todo, liberación del mundo LGBTI, cuidado en la salud y el goce en todas las formas sanas de disfrutar la sensualidad.

Leave a Reply

Your email address will not be published.