La transversalidad del Barrio Italia

  • Barrio Italia invita tanto a turistas como residentes a conocer los diversos espacios culturales.
  • Se apostó por una modernización del lugar, el cual ofrece innovación en sus productos y restaurantes.

 

Los orígenes del Barrio Italia datan de los primeros años de la década del Siglo XX, cuando se instalaron inmigrantes de diversos países del mundo, aunque en su mayoría locatarios italianos.

Su nombre se debe al Teatro Italia, ubicado en el sector y fue conocido inicialmente por albergar reparadores de muebles, pero en el transcurso del tiempo ha ido cambiando de forma significativa, ofreciendo múltiples actividades, productos artesanales y diversidad en gastronomía.

Con el paso de los años, el lugar comenzó a cambiar el perfil con el que había sido conocido inicialmente. La mayoría de los locatarios se desplazaron a otros sectores y comenzó a abundar la presencia de diversos restaurantes, los cuales, ofrecen variedad en gastronomía. Además, el arte, el diseño, moda, entre otras actividades.

Estos cambios, transformaron de forma significativa el perfil del sector. Hoy, es más bien cotizado por ofrecer exclusividad y artículos, que en muchos casos son fabricados por sus propios dueños. Por lo mismo, se ha transformado en un lugar bohemio que permite la expansión del turismo.

Los pocos reparadores de muebles que quedan son enfáticos en separar la calle Caupolicán del Barrio Italia, diciendo que no se sienten parte del perfil que allí se impone. Más bien se los tilda bajo el modelo que los ha impuesto como un sector exclusivo.